Columnistas

Pongamos mucha atención

Es interesante y muy importante observar lo que ocurre en el vecindario colombiano en este momento, cuando algunas comunidades tratan de reorganizar aquellos territorios que han sido mal delimitados o entregados a departamentos a los cuales no pertenecen culturalmente.

Y a lo que me refiero es a que vuelve a sonar un viejo proyecto de autonomía de un territorio al sur de Cesar y de Bolívar y al norte de Norte de Santander al que llamarían departamento de Sur Caribe. Hay que observarlos y aprender de ellos, porque las dinámicas de la conformación administrativa de las comunidades, deben partir de sus propias necesidades y pretensiones, y no como ha ocurrido tradicionalmente en Colombia, a  partir solo de la politiquería y los intereses de los gamonales de las distintas regiones.

Y que la zona caribe le quitará territorio a la zona andina eso es algo muy evidente, si se llega a conformar ese nuevo departamento.

Nosotros, los norte vallecaucanos, también hemos tenido ese deseo de autonomía desde hace mucho tiempo, pero no contamos con los políticos que tengan la verraquera o el vigor o la estatura para liderar ese sueño de independencia, además de las divisiones internas que hay entre nuestros municipios norte vallecaucanos.

Es más, parece que todo el Norte del Valle no es el norte del Valle del Cauca que siempre imaginamos, si vemos como Sevilla y Caicedonia se desligan de el y se aferran a su sueño quindiano-valluno; o cuando vemos a municipios como Zarzal, Roldanillo, Bolívar y Trujillo, más interesados en pertenecer al entorno de la ciudad de Tuluá que al del norte del valle.

Cartago, Ulloa, Alcalá, Obando, La Victoria, La Unión, Toro, Ansermanuevo, El Dovio, Versalles, La Argelia, El Cairo, El Águila y San José del Palmar, son los municipios llamados a conformar un nuevo departamento en el eje cafetero, y si Sevilla, Caicedonia, Zarzal, Roldanillo, Bolívar y Trujillo se nos unen, tendríamos un departamento extenso, vigoroso y competitivo.

Hay que observar que hacen los costeños con su proyecto de creación del departamento de Sur Caribe y aplicar esa experiencia en la creación de nuestro Departamento del Norte del Valle o Departamento de Quimbaya (un nombre mágico).

Mientras tanto estaremos atentos a lo que deberían hacer aquellos, los llamados a liderar ese sueño, que no son otros que los alcaldes del norte del valle del cauca.

Nota aclaratoria
Las opiniones de los columnistas son de su estricta responsabilidad y no representan la opinión de este portal.

Iván Dario Villegas Castañeda

Egresado de la IE Indalecio Penilla en 1989. Licenciado en Español y Literatura. Comunicador social. Actualmente estudiante de Especialización en Edumática de la UCP Docente de lengua castellana en distintas instituciones educativas de Cartago, La Virginia y La Celia. Coordinador en varias instituciones de Pereira y Cartago. Actualmente coordinador en la IE Manuel Quintero Penilla. Escribo poesía, letras de canciones, cuentos y artículos de opinión. Partidario de la creación del departamento del Norte del Valle del Cauca y de su integración a la región del Eje Cafetero. Blog personal: manifiestopaisa.blogspot.com

Deja tu comentario

Publicaciones relacionadas